VENTAJAS DE RENTAR

VENTAJAS DE RENTAR

 

La gente suele creer que no existe nada mejor que tener una casa propia; pero hay quienes, por diferentes motivos, prefieren rentar; aquí hay algunas ventajas al respecto.

Se desconoce del tema de predial y otros impuestos que están directamente relacionados con el bien inmueble.

Podemos optar por finiquitar el contrato y movernos si no estamos cómodos en el lugar. Incluso buscar un lugar más barato o más cómodo. No podemos hacer esto con una hipoteca, pues corremos riesgos.

Los costos de mantenimiento mayor (tuberías, cableado de la red eléctrica) son responsabilidad del propietario.

Por lo general, la cantidad de dinero que se destina para la renta suele ser menor al dinero que se destina para una hipoteca por el mismo tipo de inmueble.

Con respecto al costo de la renta, si pagamos un monto menor del que nos podemos permitir  pagar, podremos ahorrar con el resto, para la adquisición de un inmueble propio.

Si quieres vivir en pareja, mudarse a una casa rentada puede ser una buena primera opción, permite autonomía por si las cosas no funcionan.

Permite cierta libertad financiera, pues no es una hipoteca, que debe de adquirirse sólo cuando se cuenta con estabilidad económica y laboral. Desde luego pagar una renta es un compromiso igual de importante, pero de alguna manera es mucho más flexible de manejar que un compromiso hipotecario.

Sin lugar a dudas, hacerse de una bien inmueble es una de las más importantes decisiones que uno puede tomar, y por lo mismo no debe de hacerse a la ligera, en lo que eso sucede, rentar es más conveniente.

 

 

9 VENTAJAS DE RENTAR CASA/DEPA

 

Cuando se habla de finanzas, mucha gente suele decir que lo mejor es tener una casa propia. Y a la larga esto es verdad o por lo menos estoy de acuerdo, pero también es cierto que rentar, tiene sus ventajas. Aquí algunas:

  1. No tengo idea de lo que es el predial y otros impuestos relacionados con el inmueble.
  2. Si no me “hallo” como dicen las chachas, me voy en cuanto termine el contrato. Nada de ataduras.
  3. No tengo la responsabilidad de mantener el lugar profundamente. Es decir, tengo que cuidarlo, evitar maltratarlo y pintarlo de vez en cuando pero las cosas caras como las tuberías, el cableado eléctrico o el nuevo boiler son responsabilidad del dueño.
  4. Generalmente la cantidad de dinero que se paga por una renta es menor que el de una hipoteca por el mismo inmueble.
  5. Si en un momento dado bajan tus ingresos o te quedas sin trabajo, puedes hablar con el dueño y pedir que corten tu contrato y tienes la opción de buscar un lugar más barato. Cuando esto sucede con la hipoteca, los riesgos son mayores.
  6. Si rentas un inmueble de un costo inferior a lo que puedes pagar, te permitirá ahorrar el remanente para la compra del tuyo.
  7. Si quieres vivir con tu pareja, pero no estás [email protected] de que vaya a funcionar, rentar es lo ideal. Les da a ambos libertad por si el barco se hunde.
  8. Rentar es una manera eficiente de conocer colonias y zonas. Aunque es muy pesado andarse mudando, seguro habrá a quien  le encante.
  9. No adquieres una gran deuda. Sin duda, la deuda más grande que un adulto debe tener es la hipoteca (y digo debe porque se dé casos de personas con $900,000 de deuda en consumo), pero lo mejor es adquirirla cuando ya se tiene una estabilidad económica y laboral sólida.

Comprar una propiedad es de las decisiones más importantes que uno puede tomar así que nunca debe hacerse a la ligera. Y comprar también tiene sus ventajas que enlistaré en otra ocasión. De las ventajas de rentar, ¿creen que se me pasó alguna?

 

 

Deja un comentario